El descargo de Mirtha

La cena del presidente Mauricio Macri y su esposa, Juliana Awada, en el programa de Mirtha Legrand no pasó inadvertida. Las respuestas del mandatario, algunas muy poco consistentes y con marcados errores, dejaron mucha tela para cortar.

Por eso, una semana después, la diva argentina se encargó de hacer su propio descargo y aclarar algunas cosas. "Quiero destacar la cordialidad con la que fui recibida por mis anfitriones, pero sobretodo quiero destacar la libertad con la que pude preguntar absolutamente todo", afirmó Mirtha.

Y continuó: "Pregunté de buena fe con lo que dice la calle. Me respondió (Macri) de buena fe con sus convicciones. Es el Presidente y tenemos que respetarlo".

"Sigo siendo de Cambiemos, y deseo con todas mis fuerzas que ganen las elecciones", lanzó la conductora, y cerró: "Y los kirchneristas, no crean que soy kirchnerista. Yo no soy panqueque".