POLÍTICA | ESTE JUEVES HAY MARCHA | UNIDAD VECINAL | UN FRENO PARA LARRETA

Denuncian que Larreta quiere convertir San Telmo en un nuevo shopping

Es uno de los barrios con más historia e identidad porteña: sus empedrados, el tango, las casas de antigüedades, todo hace de San Telmo un lugar distinto al resto pero, según alertan sus habitantes, el jefe de gobierno lo quiere convertir en un shopping más.

El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires ya puso en marcha "grandes cambios" en el Casco Histórico de San Telmo: lo hizo mediante “intervenciones urbanísticas” en la zona de alto valor patrimonial y el objetivo final sería convertir “al barrio en un shopping y a las calles en un patio de comidas a cielo abierto”.

Vecinos y vecinas de San Telmo son quienes levantaron la voz y pretenden frenar la decisión que ya habría tomado el jefe de gobierno Horacio Rodríguez Larreta. En unidad, las familias se movilización este jueves desde las 17 en la intersección de la avenida Independencia y Bolívar, organizada por el grupo vecinal denominado “Barrios Históricos Vivos”.

Según explicaron en un comunicado, el reclamo será tras la decisión de la gestión porteña de “realizar grandes cambios en el Casco Histórico, justamente en el sector de la Ciudad de Buenos Aires que no debería transformarse sino preservarse y protegerse”.

“Nos convocamos para poner freno al avasallamiento sobre la principal área de protección histórica y patrimonial de la Ciudad”, agregaron desde el colectivo vecinal que integran la ingeniera y referente en temas urbanos María Eva Koutsovitis y el abogado ambientalista Jonatan Baldiviezo.

A inicios de abril, el Gobierno de la Ciudad anunció la intervención de unas 70 cuadras del Casco Histórico porteño con obras que incluyen el reemplazo de calles asfaltadas por un adoquinado, el retiro de los desniveles entre la vereda y la acera y una ciclovía.

“Estas modificaciones en el espacio público se realizan en clara violación a la normativa que regula el Área de Protección Histórica”, señalaron y afirmaron que existe un “descontrol en el uso del espacio público” que surgió tras la salida del aislamiento de la pandemia del coronavirus, en el que “hay imposibilidad de transitar las veredas y contaminación sonora permanente por las noches y los fines de semana”.

“A través de intervenciones urbanísticas, en el espacio público y en el transporte, se está acelerando el proceso de gentrificación (expulsión) de los residentes y de los comercios tradicionales para convertirlo en un gran polo gastronómico y de entretenimiento a cielo abierto destinado principalmente al turismo y no a sus residentes permanentes”, destacaron.

En declaraciones a Télam, Luciano Monteagudo, vecino de San Telmo, dijo que el plan oficial “va a afectar la calidad de vida porque la idea es convertir al barrio en un shopping y a las calles en un patio de comidas a cielo abierto”. “El Gobierno porteño no realizó un estudio de impacto ambiental previo, ni tampoco llamó a una audiencia pública”, denunció, y afirmó que la movilización del jueves será en defensa “de la identidad del barrio, al que queremos tal como es y no una escenografía”.

Mariel, vecina de San Telmo, sostuvo que están “desprotegidos” frente al plan del Gobierno de la Ciudad para “entregar las calles del barrio a un polo gastronómico y de entretenimiento que va a traer contaminación sonora y va a volver invivible la zona”.

“No nos oponemos al turismo, pero no nos queremos ir de nuestro barrio”, aseguró y agregó que la gestión de Horacio Rodríguez Larreta no dio “instancias de participación ciudadana” en torno al proyecto del Casco Histórico, por lo cual pidió que “detengan las obras porque los vecinos nos oponemos absolutamente.

 

SOMOS UNA COOPERATIVA

NOS AUTOGESTIONAMOS

VOS NOS FINANCIÁS

¿CÓMO?

>CLICK AQUÍ<

Dejá tu comentario