GEEKYE | Telescopio James Webb | NASA | Pilares de la creación

El James Webb captura los "Pilares de la Creación"

El telescopio con mayor definición de la historia de la humanidad da a conocer una imagen con una belleza sin comparación, donde se puede ver el instante (que se traducen en miles de años) en que se forman nuevas estrellas.

Créditos: NASA, ESA, CSA, STScI.
La fotografía que circula en las redes por estas horas es de una naturaleza increíble.
Créditos: NASA, ESA, CSA, STScI. La fotografía que circula en las redes por estas horas es de una naturaleza increíble.

Con una resolución sin precedentes en la historia de los avances tecnológicos, el James Webb no cesa de sorprender con sus capturas. Entre sus proezas se encuentran las fotografías de un exoplaneta (primera vez que se logra), de Júpiter y de galaxias distantes cuyos telescopios terrestres no tienen la capacidad para alcanzarlas. Esta vez se luce con una imagen impactante de los llamados "Pilares de la Creación", que son nubes densas conformadas por hidrógeno y polvo, ubicadas en la constelación Serpens, en la gran Nebulosa del Águila, a unos 6.500 años luz de la Tierra.

El telescopio espacial James Webb es un observatorio espacial construido y operado conjuntamente por la Agencia Espacial Europea, la Agencia Espacial Canadiense y la NASA para sustituir los telescopios Hubble y Spitzer. Sus objetivos se basan en observar algunos de los eventos y objetos más distantes del universo, como la formación de las primeras galaxias, lo que nos da mayores certezas y nos proporciona nueva y valiosa información acerca del origen del universo.

El telescopio fue lanzado con éxito en diciembre de 2021, fruto del trabajo en colaboración de alrededor de una veintena de países de todo el mundo. Se espera que su misión dure cinco años, con un límite en su funcionamiento de diez años.

Acerca del reciente hallazgo, los "Pilares de la creación" fueron bautizados como tal debido a que es una región concentrada donde nuevas estrellas están en formación. La primera vez que fueron fotografiados fue en 1995, de la mano del Hubble, el telescopio con mayor potencial desde 1990 que fue puesto en órbita para evitar las distorsiones que se daban con la atmósfera como frontera.

Créditos: NASA, ESA, CSA, STScI.
El Hubble captó la imagen de la izquierda en 2014 y en 2022 el James Webb capturó la de la derecha, donde se pueden ver mucho más nítidas la formación y las estrellas.
Créditos: NASA, ESA, CSA, STScI. El Hubble captó la imagen de la izquierda en 2014 y en 2022 el James Webb capturó la de la derecha, donde se pueden ver mucho más nítidas la formación y las estrellas.

En esta imagen capturada con la cámara de infrarrojo del telescopio, tiene como protagonistas a las estrellas recién formadas. Esas líneas onduladas similares a la lava en los bordes de algunos pilares son en realidad eyecciones de las estrellas que aún se están formando. El brillo carmesí proviene de las moléculas energéticas de hidrógeno de los chorros y choques emitidos por las estrellas jóvenes.

 

SOMOS UNA COOPERATIVA

NOS AUTOGESTIONAMOS

VOS NOS FINANCIÁS

¿CÓMO?

>CLICK AQUÍ<

 

 

Dejá tu comentario